Este sitio utiliza cookies para brindarte una mejor experiencia. Si sigues navegando, acepta el uso de cookies por parte nuestra OK
ambasciata_buenosaires

Cooperación política

 

Cooperación política

Tradicionalmente las relaciones entre Argentina e Italia han sido óptimas, en virtud de los lazos culturales que unen a ambos Países y de una fuerte colaboración bilateral en los más diversos sectores que van desde el diálogo político, a la cooperación económica, científica y cultural. En el transcurso de los dos últimos años, las relaciones bilaterales han recibido un nuevo y vivificante impulso, también gracias al flujo creciente de visitas institucionales en el más alto nivel, que se han sucedido ininterrumpidamente en ambos sentidos, de Roma a Buenos Aires y de Argentina a Italia.

Esta fase excelente de las relaciones entre nuestros Países fue inaugurada justamente con la visita del Presidente del Consejo de Ministros Matteo Renzi, que ha sido el primer líder europeo, desde el inicio de la gestión de Gobierno de Mauricio Macri, en visitar la Argentina -en febrero de 2016- y en abrir el camino a una de las “Misiones de Sistema” más imponentes que se realizó en mayo de 2016, encabezada por el Secretario de Estado para el Desarrollo Económico, Ivan Scalfarotto, y con la presencia de una gran cantidad de empresas, bancos, institutos financieros y universidades.

Una nueva etapa del vínculo existente entre Roma y Buenos Aires, confirmada por la Visita de Estado del Presidente de la República, Sergio Mattarella, en mayo de 2017, por las dos Misiones de Sistema que la sucedieron, así como por las numerosas visitas institucionales llevadas a cabo a todo nivel en los últimos años y en los más variados sectores de cooperación.

En particular, la visita del Presidente Mattarella, acompañado por el Ministro de Relaciones Exteriores Alfano, dio un impulso adicional a la cooperación entre nuestros Gobiernos, consolidando el vínculo de hermandad que une a nuestros pueblos.

Argentina e Italia ostentan además una activa colaboración en el plano multilateral, principalmente en el ámbito de Naciones Unidas, perteneciendo ambas al Grupo Uniting for Consensus, que fuera creado para trabajar en la Reforma del Consejo de Seguridad de ese organismo.

Aún más, Roma y Buenos Aires son hoy protagonistas del relanzamiento del diálogo entre los bloques regionales que ven a la negociación para un Acuerdo de Asociación entre la Unión Europea y el Mercosur, como el principal instrumento de cooperación y desarrollo de las oportunidades de crecimiento.

La actual Presidencia argentina del G20, cuya candidatura Italia ha respaldado con vehemencia, representa un terreno de diálogo ulterior en temas de relevancia internacional, como el desarrollo sustentable y el crecimiento con equidad.


16